Profesionales de la prevención

Este itinerario tiene como objetivo dar a conocer al legislador, organizaciones empresariales y sindicales, y/o responsables de la elaboración de políticas de formación y aprendizaje, el valor que tiene esta metodología de formación a partir del feedback recibido en las sesiones y grupos formativos que se impartieron durante el desarrollo del proyecto tanto por parte de los trabajadores formados como de los diferentes capacitadores y formadores que han participado.

 

Recomendaciones para el legislador en cuanto al diseño, contenidos, medios didácticos y organización de nuevas acciones formativas:

  • Pedagogía dinámica y participativa Cualquier acción formativa debe incluir una pedagogía activa y participativa: Estamos ante colectivos que no acostumbran a pasar por las aulas para recibir jornadas de formación, por lo que ésta debe ser una formación muy dinámica, en la que parte del aprendizaje sea transversal de unos alumnos hacia otros.
  • Sencilla y práctica Pedagogía sencilla dirigida a colectivos que provienen de otros diferentes países, con condiciones de trabajo a veces precarias, en los que la seguridad y la salud del trabajador no es una de las prioridades, en numerosas ocasiones con dificultad de comprensión debido al idioma, para el que proponemos unos contenidos sencillos pero importantes para trabajar los conceptos de seguridad y salud en el puesto de trabajo, sin olvidar las habilidades no técnicas a potenciar entre los alumnos (concienciación, trabajo en equipo, comunicación, gestión de la fatiga y estrés y toma de decisiones).
  • Audiovisual Cuando en las presentaciones se incluyen vídeos, mejora su memorización, en un 9% al finalizar la jornada y en un 83 % pasado un tiempo (Ver Savo Group Data– «14 Ways to Use Video for Formal and Informal Learning», Panopto).
  • Transferencia de conocimientos ESTEEM no sólo propone la transferencia de conocimientos, aptitudes y actitudes a los alumnos, sino que va más allá involucrando a los supervisores, empresarios y formadores. De ahí que la metodología ESTEEM contempla un sistema de evaluación de conocimientos pre, durante y post formación.

Es por ello que en el STP ESTEEM contamos con:

Ejercicios de dinamización en los alumnos: trabajo en grupo durante las jornadas presenciales (ejercicios tipo Roll-Play).

Simulaciones en el aula de casos reales y vividos por los alumnos en 1ª persona o por sus compañeros con exposición por los diferentes alumnos participantes.

Artículos y publicaciones de casos reales sobre accidentes o daños a la salud en trabajadores, que nos ayudaran a reforzar las habilidades objeto de aprendizaje.

Proyección de audiovisuales relacionados con las habilidades a trabajar en cada uno de los módulos.

Mecanismos de transferencia de formación a supervisores, empresarios y formadores.

Sistemas de evaluación del aprovechamiento por los alumnos de cada una de las Jornadas, con una evaluación pre, durante y post haber recibido la formación.

Entrega de documentación y/o fichas con las “ideas fuerza” que se debe llevar el alumno al finalizar cada jornada.

Reciclaje → Queremos hacer un llamamiento a los legisladores: la formación ha de tener un reciclaje definido. No es posible que se imparta una formación (por ejemplo reglada en convenio colectivo)  y que tenga una validez indefinida en el tiempo. Las situaciones, realidades, evolución de la técnica, materiales y tecnologías hacen necesario establecer un reciclaje del alumno en el tiempo.